Aparato medico para escuchar latidos del corazon

Aparato medico para escuchar latidos del corazon

Es un instrumento para agarrar y sostener

En torno al día de San Valentín, las imágenes con forma de corazón parecen estar por todas partes. Pero nuestro corazón trabaja todo el año, cada hora, minuto y segundo. El corazón es el que más trabaja cuando nos esforzamos físicamente. ¿Cómo cambian sus latidos? Un médico puede averiguarlo utilizando un instrumento llamado estetoscopio, que es un tubo de plástico largo y fino que tiene un pequeño disco en un extremo y unos auriculares en el otro. En esta actividad fabricarás un estetoscopio casero y lo utilizarás para medir la frecuencia cardíaca de las personas en reposo y después de hacer ejercicio.

Probablemente estés familiarizado con el uso de un estetoscopio por las visitas a tu propio médico. Para escuchar el corazón, el médico coloca el disco plano o la copa hueca del estetoscopio en el cuerpo del paciente y los auriculares se introducen en los oídos del médico. ¿Pero cómo funciona el estetoscopio? ¿Cómo permite al médico escuchar los sonidos del interior del cuerpo del paciente?

El disco y el tubo del estetoscopio amplifican los sonidos pequeños, como el de los pulmones, el corazón y otros sonidos del interior del cuerpo del paciente, haciéndolos sonar más fuertes. Los sonidos amplificados suben por el tubo del estetoscopio hasta los auriculares por los que el médico escucha. Los latidos del corazón pueden escucharse fácilmente con un buen estetoscopio. Cada vez que el corazón de una persona late, se contrae y actúa como una potente bomba que hace circular la sangre que transporta el oxígeno y los nutrientes por todo el cuerpo.

Estetoscopio

Es un romance de mayo a diciembre: La herramienta más antigua del botiquín de un médico (un estetoscopio) se encuentra con la más joven (un smartphone). El estetoscopio digital Eko Core pretende llevar la auscultación -la antigua práctica médica de escuchar los latidos del corazón de un paciente- al siglo XXI. El estetoscopio de nueva generación transmite de forma inalámbrica los sonidos del corazón a una aplicación de smartphone, que puede guardarlos en el historial médico electrónico del paciente. El registro de los latidos del paciente puede verse como una forma de onda de los sonidos del corazón y compartirse con un cardiólogo para obtener una segunda opinión.

El programa informático que permite transferir y visualizar los latidos del corazón humano está diseñado para cumplir la ley de protección de la intimidad de los pacientes denominada HIPAA. El estetoscopio y su aplicación asociada son los primeros productos de Eko Devices, una empresa emergente fundada por un equipo de ingenieros y empresarios de la Universidad de Berkeley. Sus tres fundadores -el director de operaciones, Jason Bellet, de 23 años, el director técnico, Tyler Crouch, y el director ejecutivo, Connor Landgraf, de 25 años- se consideran el equipo más joven que ha recibido la autorización de la Administración de Alimentos y Medicamentos (FDA) para un dispositivo médico de clase II.Para los profesionales sanitarios de su generación, un estetoscopio que transmita, registre, analice y facilite la colaboración puede ser lo más obvio del mundo. Pero, ¿quizás un médico prefiera escuchar el corazón de sus pacientes a la antigua usanza? El primer estetoscopio se diseñó en 1819, y cuando se trata de tradiciones médicas tan importantes, los médicos pueden ser los más tradicionalistas: Suelen amar el estetoscopio con el que se formaron y lo conservan como un talismán. (Estos usuarios tienen la opción de añadir un accesorio digital a sus instrumentos analógicos).

Estetoscopio

Un médico es una persona que sabe cómo ayudarte a mantenerte sano y cómo ayudarte a mejorar cuando estás enfermo o herido. Cuando visitas al médico, éste te hace un chequeo, también llamado examen físico, para asegurarse de que estás sano y de que creces y te desarrollas como deberías. El médico te auscultará el corazón y los pulmones, te revisará los ojos, los oídos y la garganta, y se asegurará de que todo funciona bien por dentro y por fuera de tu cuerpo.

Si estás enfermo o te duele algo, el médico te examinará para averiguar qué te ocurre. A veces le hará pruebas especiales para saber más sobre lo que ocurre en su cuerpo. A continuación, elaborará un plan de tratamiento para ayudarte a mejorar.

Los adultos acuden al médico igual que los niños. Los niños suelen acudir a un médico llamado pediatra. El pediatra es un tipo especial de médico que atiende a los niños y trabaja con los padres para mantenerlos sanos.

El médico utiliza un estetoscopio para escuchar tu corazón y tus pulmones y asegurarse de que están sanos. Colocará un pequeño círculo metálico, llamado campana, contra tu pecho, en el lugar donde puedes sentir los latidos de tu corazón. Esta campana especial no hace ruido. Permite al médico escuchar atentamente los latidos de su corazón y su respiración.  Los sonidos salen de la campana, pasan por un tubo de goma y llegan a los oídos del médico. El médico puede mover la campana sobre tu pecho y pedirte que respires profundamente mientras escucha tus pulmones. Algunos niños piden al médico que les deje escuchar sus propios latidos o los del médico a través del estetoscopio.

Médico escuchando el corazón con un estetoscopio

El estetoscopio es un dispositivo médico acústico para auscultar o escuchar los sonidos internos de un animal o un cuerpo humano. Suele tener un pequeño resonador en forma de disco que se coloca contra la piel y uno o dos tubos conectados a dos auriculares. El estetoscopio permite escuchar los sonidos del corazón, los pulmones o los intestinos, así como el flujo sanguíneo en las arterias y las venas. En combinación con un esfigmomanómetro manual, suele utilizarse para medir la presión arterial.

Con menor frecuencia, los «estetoscopios de mecánico», equipados con pectorales en forma de varilla, se utilizan para escuchar los sonidos internos de las máquinas (por ejemplo, los sonidos y vibraciones emitidos por los rodamientos desgastados), como en el caso de diagnosticar el mal funcionamiento de un motor de automóvil escuchando los sonidos de sus piezas internas. Los estetoscopios también pueden utilizarse para comprobar si hay fugas en las cámaras de vacío científicas y para otras tareas de control acústico a pequeña escala.

En 1851, el médico irlandés Arthur Leared inventó un estetoscopio binaural, y en 1852, George Philip Cammann perfeccionó el diseño del instrumento estetoscópico (que utilizaba ambos oídos) para su producción comercial, que se ha convertido en el estándar desde entonces. Cammann también escribió un importante tratado sobre el diagnóstico por auscultación, que el estetoscopio binaural perfeccionado hizo posible. En 1873, se describió un estetoscopio diferencial que podía conectarse a lugares ligeramente diferentes para crear un ligero efecto estereofónico, aunque no se convirtió en una herramienta estándar en la práctica clínica.