El juez suele hacer caso al fiscal

El juez suele hacer caso al fiscal

el papel del fiscal

(b) Selección de un distrito. Un acusado arrestado en un distrito distinto del lugar en el que supuestamente se cometió el delito puede elegir que la audiencia preliminar se lleve a cabo en el distrito en el que está pendiente el enjuiciamiento.

(c) Programación. El juez magistrado debe celebrar la audiencia preliminar dentro de un plazo razonable, pero no más tarde de 14 días después de la comparecencia inicial si el acusado está detenido y no más tarde de 21 días si no está detenido.

(d) Ampliación del plazo. Con el consentimiento del acusado y si se demuestra una buena causa -teniendo en cuenta el interés público en la pronta resolución de los casos penales-, el juez magistrado puede extender los límites de tiempo en la Regla 5.1(c) una o más veces. Si el acusado no da su consentimiento, el juez magistrado puede extender los límites de tiempo sólo si se demuestra que existen circunstancias extraordinarias y que la justicia requiere el retraso.

(e) Audiencia y conclusiones. En la audiencia preliminar, el acusado puede contrainterrogar a los testigos adversos y puede presentar pruebas, pero no puede objetar las pruebas sobre la base de que fueron adquiridas ilegalmente. Si el juez magistrado encuentra causa probable para creer que se ha cometido un delito y que el acusado lo ha cometido, el juez magistrado debe requerir sin demora que el acusado comparezca para un procedimiento posterior.

lcr: scott peterson se enfrenta a la revisión de su condena

1. Normalmente, la policía cita o detiene a alguien y redacta un informe. Este informe resume los hechos que condujeron a la detención o citación y proporciona los nombres de los testigos y otra información relevante. Por lo general, los acusados NO tienen derecho a obtener una copia del informe de la detención, pero sus abogados sí. El motivo es proteger la identidad de los testigos. Esta es otra razón por la que es importante que un acusado de un delito menor o grave tenga un abogado que lo represente.

– Liberar al acusado bajo su «propio reconocimiento» (lo que significa que el acusado promete regresar a la corte en una fecha específica), O- Fijar una fianza y enviar al acusado de vuelta a la cárcel hasta que se pague la fianza, O- Negarse a fijar una fianza y enviar al acusado de vuelta a la cárcel.

La «fianza» es el dinero o la propiedad que el acusado pone como promesa de volver a las futuras fechas del tribunal. Al fijar la cantidad de la fianza, el juez tiene en cuenta la gravedad del delito, si el acusado es un riesgo para la comunidad, y si es un «riesgo de fuga» y es probable que se escape.

declarar ante el tribunal – el juicio

Este es un resumen del curso que sigue un caso penal relacionado con un delito grave, como la violación, a través del sistema judicial. Aunque usted, como testigo, no está involucrado en cada paso, puede ayudarle a entender su papel y el funcionamiento del sistema de justicia penal revisando esta información.

Este es el primer procedimiento judicial y la primera vez que el acusado comparece ante un juez. El propósito de la comparecencia es informarle de los cargos que se le imputan, de su derecho a ser representado por un abogado y de su derecho a un aplazamiento para obtener un abogado. En ese momento debe declararse culpable de los cargos, normalmente «no culpable». El juez puede fijar una fianza. Si el acusado no tiene dinero para pagar la fianza, será encarcelado. La cantidad fijada para la fianza refleja únicamente la opinión del juez sobre el historial del acusado y la probabilidad de que comparezca en futuras citas judiciales. En este momento no se escucha ningún testimonio. Se programa la siguiente fecha del tribunal; esta puede ser una audiencia preliminar o una presentación directa ante el Gran Jurado. El Asistente del Fiscal del Distrito (A.D.A.) decide cómo proceder.

no hable con la policía

Después de muchas semanas o meses de preparación, el fiscal está listo para la parte más importante de su trabajo: el juicio. El juicio es un proceso estructurado en el que los hechos de un caso se presentan a un jurado, y ellos deciden si el acusado es culpable o inocente del cargo ofrecido. Durante el juicio, el fiscal utiliza testigos y pruebas para demostrar al jurado que el acusado cometió el o los delitos. El acusado, representado por un abogado, también cuenta su versión de los hechos utilizando testigos y pruebas.

En un juicio, el juez -la persona imparcial a cargo del juicio- decide qué pruebas pueden mostrarse al jurado. Un juez es similar a un árbitro en un juego, no está ahí para jugar a favor de un bando o de otro, sino para asegurarse de que todo el proceso se desarrolle de forma justa.

En el juicio, una de las primeras cosas que deben hacer el fiscal y el abogado defensor es la selección de los jurados para el caso. Los jurados son seleccionados para escuchar los hechos del caso y determinar si el acusado cometió el delito. Se seleccionan doce jurados al azar del grupo de jurados (también llamado «venire»), una lista de posibles jurados compilada a partir de los registros de registro de votantes de las personas que viven en el distrito federal.