Porque voldemort no tiene nariz

Porque voldemort no tiene nariz

Voldemort antes de perder la nariz

Voldemort no tiene nariz porque su aspecto físico cambió debido a que se adentró cada vez más en la magia oscura. Eso hizo que su cara fuera más serpentina y que su nariz se convirtiera en dos hendiduras en forma de serpiente.

En cuanto a su apariencia de serpiente, hay muchas teorías, pero se acepta ampliamente que, a medida que se adentraba en los reinos de la magia oscura, sus características se transformaban de acuerdo con su horrenda alma.

En este artículo, desvelaremos los misterios que se esconden tras la desaparecida nariz del Señor Oscuro. Así que, sin perder tiempo, adentrémonos en los reinos de la magia y comprobemos las diferentes teorías sobre por qué Voldemort no tiene nariz.

Sinceramente, ninguna prueba o afirmación respalda lo que finalmente ocurrió con la nariz de Voldemort, tanto en los libros como en el universo cinematográfico. Pero algunas teorías explican lo que eventualmente habría sucedido con su nariz.

La teoría más potencial que respalda que la nariz del desaparecido señor fue el resultado de una poción llamada Colagusano, alias Peter Pettigrew. Lord Voldemort tomó esta poción en Harry Potter y el Cáliz de Fuego que le permitió obtener una forma física. De todos los extraños ingredientes de esta poción, también tenía veneno de serpiente. Por lo tanto, también podría ser una posibilidad que fuera algo de ADN reptiliano lo que le permitió obtener su nueva forma.

Por qué voldemort tiene nariz en la primera película

Voldemort no tiene nariz porque su aspecto físico cambió debido a que se adentró cada vez más en la magia negra. Eso hizo que su cara fuera más serpentina y que su nariz se convirtiera en dos hendiduras en forma de serpiente.

En cuanto a su apariencia de serpiente, hay muchas teorías, pero se acepta ampliamente que, a medida que se adentraba en los reinos de la magia oscura, sus características se transformaban de acuerdo con su horrenda alma.

En este artículo, desvelaremos los misterios que se esconden tras la desaparecida nariz del Señor Oscuro. Así que, sin perder tiempo, adentrémonos en los reinos de la magia y comprobemos las diferentes teorías sobre por qué Voldemort no tiene nariz.

Sinceramente, ninguna prueba o afirmación respalda lo que finalmente ocurrió con la nariz de Voldemort, tanto en los libros como en el universo cinematográfico. Pero algunas teorías explican lo que eventualmente habría sucedido con su nariz.

La teoría más potencial que respalda que la nariz del desaparecido señor fue el resultado de una poción llamada Colagusano, alias Peter Pettigrew. Lord Voldemort tomó esta poción en Harry Potter y el Cáliz de Fuego que le permitió obtener una forma física. De todos los extraños ingredientes de esta poción, también tenía veneno de serpiente. Por lo tanto, también podría ser una posibilidad que fuera algo de ADN reptiliano lo que le permitió obtener su nueva forma.

Maxence danet-fau…

Hay muchas cosas que explican la enorme popularidad de las novelas y películas de Harry Potter. Si bien es evidente que el niño héroe titular es el centro del afecto de los fans, hay que reconocer que su némesis, Lord Voldemort, es uno de los villanos más convincentes y complejos de la fantasía.

Desde el primer libro hasta el último, el lector y el espectador aprenden poco a poco más sobre él, y aunque los libros y las películas nunca llegan a hacerlo simpático, sí permiten comprender mejor lo que le motiva y lo que le convierte en el monstruo que es.

Uno de los aspectos más notables de Voldemort es su aspecto físico. Cuando por fin es resucitado por su secuaz Peter Pettigrew, es un hombre realmente horrible, sin nariz y con un aspecto claramente parecido al de una serpiente.

Nunca se aclara exactamente por qué aparece de esta manera, pero se puede suponer razonablemente que se debe a sus exitosos intentos de dividir su alma, así como a su conocida afinidad por las serpientes (incluyendo a su muy cercana asociada reptiliana, Nagini).

Richard bremmer

Voldemort había entrado en la habitación. Sus rasgos no eran los que Harry había visto salir del gran caldero de piedra casi dos años antes; no eran tan parecidos a los de una serpiente, los ojos aún no eran escarlatas, el rostro aún no tenía forma de máscara y, sin embargo, ya no era el apuesto Tom Riddle. Era como si sus rasgos se hubieran quemado y desdibujado; eran cerosos y estaban extrañamente distorsionados, y el blanco de sus ojos tenía ahora un aspecto permanentemente sangriento, aunque las pupilas no eran todavía las rendijas en las que Harry sabía que se convertirían.

Este es un Voldemort en transición. Era, como diría Britney Spears, no una niña, no una mujer. O más bien no era Tom Riddle, aún no era Quien Tú Sabes. Junto con el resto de sus rasgos, su nariz había sufrido algunos ajustes. Sin embargo, aún no era la monstruosidad aplanada y con orificios que llegaría a ser.

(Rápidamente, para tratar el tema de las películas, la película-Voldemort casi no tiene nariz. Esto es una desviación de los libros, en los que la nariz se describe simplemente como «plana como la de una serpiente, con hendiduras para las fosas nasales». Tener una nariz aplanada no es lo mismo que no tener nariz en absoluto…).