Alimentacion para subir las defensas

Alimentacion para subir las defensas

cítricos

¿Cómo puede mejorar su sistema inmunitario? En general, el sistema inmunitario realiza un trabajo extraordinario de defensa contra los microorganismos que causan enfermedades. Pero a veces falla: Un germen invade con éxito y le hace enfermar. ¿Es posible intervenir en este proceso y reforzar su sistema inmunitario? ¿Y si mejoras tu dieta? ¿Tomar ciertas vitaminas o preparados de hierbas? ¿Realiza otros cambios en su estilo de vida con la esperanza de producir una respuesta inmunitaria casi perfecta?

La idea de reforzar la inmunidad es atractiva, pero la capacidad de hacerlo ha resultado difícil por varias razones. El sistema inmunitario es precisamente eso: un sistema, no una entidad única. Para funcionar bien, necesita equilibrio y armonía. Todavía hay mucho que los investigadores desconocen sobre los entresijos y la interconexión de la respuesta inmunitaria. Por el momento, no hay ninguna relación directa científicamente probada entre el estilo de vida y la mejora de la función inmunitaria.

Pero eso no significa que los efectos del estilo de vida en el sistema inmunitario no sean intrigantes y no deban estudiarse. Los investigadores están estudiando los efectos de la dieta, el ejercicio, la edad, el estrés psicológico y otros factores sobre la respuesta inmunitaria, tanto en animales como en humanos. Mientras tanto, las estrategias generales de vida saludable tienen sentido, ya que es probable que ayuden a la función inmunitaria y tienen otros beneficios probados para la salud.

cómo aumentar los macrófagos

¿Cómo puede mejorar su sistema inmunitario? En general, el sistema inmunitario realiza un trabajo extraordinario de defensa contra los microorganismos que causan enfermedades. Pero a veces falla: Un germen invade con éxito y le hace enfermar. ¿Es posible intervenir en este proceso y reforzar su sistema inmunitario? ¿Y si mejoras tu dieta? ¿Tomar ciertas vitaminas o preparados de hierbas? ¿Realiza otros cambios en su estilo de vida con la esperanza de producir una respuesta inmunitaria casi perfecta?

La idea de reforzar la inmunidad es atractiva, pero la capacidad de hacerlo ha resultado difícil por varias razones. El sistema inmunitario es precisamente eso: un sistema, no una entidad única. Para funcionar bien, necesita equilibrio y armonía. Todavía hay mucho que los investigadores desconocen sobre los entresijos y la interconexión de la respuesta inmunitaria. Por el momento, no hay ninguna relación directa científicamente probada entre el estilo de vida y la mejora de la función inmunitaria.

Pero eso no significa que los efectos del estilo de vida en el sistema inmunitario no sean intrigantes y no deban estudiarse. Los investigadores están explorando los efectos de la dieta, el ejercicio, la edad, el estrés psicológico y otros factores sobre la respuesta inmunitaria, tanto en animales como en humanos. Mientras tanto, las estrategias generales de vida saludable tienen sentido, ya que es probable que ayuden a la función inmunitaria y tienen otros beneficios probados para la salud.

jengibre

Si tomas el sol, tu cuerpo producirá vitamina D. ¿Sabías que la vitamina D también se encuentra en pescados grasos como las sardinas y el atún? Los huevos, la leche y los zumos enriquecidos con vitamina D también son excelentes fuentes.

¿Te han dicho alguna vez que comas más alimentos de origen vegetal? El betacaroteno es un antioxidante que combate los radicales libres. Coma más alimentos de origen vegetal, como espinacas, zanahorias, tomates y boniatos, para aumentar su ingesta de betacaroteno.

Nuestro cuerpo no puede producir ni almacenar zinc de forma natural. El zinc se utiliza en el cuerpo de muchas maneras, incluyendo la función inmune, la función enzimática y el crecimiento y la división celular. El zinc se encuentra en varios alimentos de origen animal y vegetal, como la carne de vacuno magra, el marisco, los frutos secos, las alubias y el tofu. ¿Sabías que el zinc es un nutriente clave para la curación de las heridas? Se añade a algunos tratamientos para el resfriado, pastillas para la garganta y aerosoles nasales.

La nutrición es un componente crítico para construir las defensas naturales de tu cuerpo, pero no es la única pieza del rompecabezas. Dormir lo suficiente, controlar el estrés, mantenerse físicamente activo y encontrar el equilibrio entre el trabajo y la relajación son otras formas de fortalecer el sistema inmunitario.

las 10 mejores maneras de reforzar su sistema inmunitario

Durante la temporada de gripe o en épocas de enfermedad, la gente suele buscar alimentos especiales o suplementos vitamínicos que se cree que refuerzan la inmunidad. La vitamina C y alimentos como los cítricos, la sopa de pollo y el té con miel son ejemplos populares. Sin embargo, el diseño de nuestro sistema inmunitario es complejo y está influenciado por un equilibrio ideal de muchos factores, no sólo por la dieta, y especialmente por ningún alimento o nutriente específico. Sin embargo, una dieta equilibrada que incluya una serie de vitaminas y minerales, combinada con factores de un estilo de vida saludable, como un sueño y un ejercicio adecuados y un bajo nivel de estrés, es lo que más eficazmente prepara al organismo para luchar contra las infecciones y las enfermedades.

A diario, estamos expuestos constantemente a microbios potencialmente dañinos de todo tipo. Nuestro sistema inmunitario, una red de etapas y vías intrincadas en el cuerpo, nos protege contra estos microbios nocivos y contra ciertas enfermedades. Reconoce a los invasores extraños, como las bacterias, los virus y los parásitos, y actúa inmediatamente. Los seres humanos poseen dos tipos de inmunidad: innata y adaptativa.